Ci vediamo

Ni vas a volver,
ni te espero.

Sería tan fácil como tragarme las mías,
mis sientes ardientes a ritmo candente,
fuerte golpea en la frente, 
el recuerdo de tenerte.
Siente aquello raro,
de nuevo en tu vientre,
si no es conmigo,
será carente
indecente incandescente,
segundos de gloria,
sin paz aparente.

Ci vediamo presto, ma non so dove, ne quando.
Se vuoi puoi cercarmi.

 Mi vado così lontano come possa.
Buona fortuna.

a la luz del sudor de su sien ausente




 A la luz del sudor de su sien encendida,
me hallaré, iluminada,
sus pieles tersas al compás...

Tiéntame por dentro, 
que duela, 
que sea como la marea,
cuando arrastra hasta la costa los restos
 de aquellas mentiras que me gritaban tus ojos.

A la luz del sudor de su sien ardiente,
cuyo reflejo deslumbra, quedaré ciega,
empapada en placer y humedad.

El sonido de mis piernas temblando,
de los gemidos entrecortados,
que a veces, ya no tan controlados,
se escapan y crean melodía en el silencio.

Es como una vela en la noche,
la luz del sudor de su sien, culpable,
de este idilio que desvelo,
pues en vela me hallo,
ansiando el encuentro en mi sueño,
ansiando lamer ese brillo,
respirarlo,
absorberlo el tiempo suficiente 
como para no volver a imaginarlo,
no volver a necesitarlo.

La luz del sudor de su sien ausente...
me siento a esperarle, cansada.

Pobre diabla...


¿Sabéis lo que os digo?
ESTOY HASTA LA POLLA.
De ser una puta moneda en vuestro juego de intercambio,
de regalar momentos y cagarla,
y luego rayarla, 
rayar mi cabeza hasta dejar la pulpa de nada entre vuestros dedos.

Todo me la suda,
y no me la suda nada...

No hago más que reventarme a mí misma pensando que nunca soy suficiente para vuestra puta mierda de prejuicios,
que no son más que los míos propios, que luego, ni siquiera compartís.

Tengo ganas de meterme los dedos hasta el esófago y vomitar todo lo que exista dentro de mí,
hasta sangrar...

¿Por qué coño no puedo quererme?
Realmente, no necesito que nadie me quiera, 
ni aguamarina,
ni tú, que me defines como gema,
ni el otro de los ojos increíbles,
ni ojos verdes,
ni ninguno...

Sólo quiero quererme yo, 
dejar de regalarme, 
saber que únicamente yo soy suficiente para saciar cualquier vacío...

Soy tan triste...
Aunque no podáis verlo,
quizá me veáis como una imbécil,
otros como un platónico hipotético amor imposible,
otros como una superficial "modernita" estéticamente adaptada,
 sin ningún trasfondo emocional...

Todos os equivocáis...

Por mucho que me quieras,
tú, que me lees,
si es que me quieres,
sólo es un ideal...

Y quizá, me equivoque, 
quizá me conozcas y me ames con locura,
tengo ese defecto, 
"enamorar".

Todas esas palabras que me han llegado hasta más dentro del alma y se me han clavado...
Esas maravillosas teorías sobre mi existencia...

No me ames, 
no pierdas tu tiempo,
soy una causa perdida...

No sé cómo coño he llegado a esto...
Nunca lo entenderé...
No sé si siempre he sido así, 
no sé...
no entiendo nada.

Estoy sola, sola, 
por mi ceguera,
será porque todos aquellos a los que amo y amé, 
me obviaron, o tal vez me sustituyeron,
o tal vez mienta y fuí yo quien los echó a patadas de mi vida...

Necesito un abrazo y no se de quien...
Tal vez mio propio, 
mi propio calor...

Soy la pequeña, insignificante,
gran pequeña de las dudas infinitas...

Mi puta cabeza, 
maldita seas, sólo me torturas hasta el borde del suicidio...

Ganas me dan de volver a coger puñales que clavarme hasta sangrar,
de volver a provocarme el vómito...

no puedo entender nada, 
no puedo entenderme...
no me creo nada, NADA.

Es solo un sueño,
soy incapaz de sentir nada más que dolor.

¿Cómo se supera esta fase?
¿CÓMO?

¿Alguien tiene respuestas que grabarme a tinta y sangre?,
¿A sudor y lágrimas?

Estoy en stanby.

Parada.
Me limito a observar todo lo que me rodea,
a no poder controlar impulsos varios de los que me arrepiento a los instantes...

No quiero volver a comer nunca más,
quiero ser como todas aquellas "super modelos",
como aquellos "Palos".
Me doy un asco infinito...

Tengo frío, y estoy asustada, muy asustada...
Y siento que realmente a nadie le importa,
que sólo soy una pequeña niña perdida en un cuerpo de mujer,
en errores inconcebibles..

Cómo controlar este diablo que llevo dentro,
soy mi propio puto enemigo...


¿QUÉ ES MI HOGAR?
Sólo pido a gritos ahogados volver a mi hogar,
del que ni siquiera conozco su procedencia...

Soy un resto de ceniza,
una llama incandescente,
un huracán,
una araña,
un gato pardo,
solitario y callejero,
soy un cuervo, negro y carroñero...

Me encantaría que todo me diera igual,
saber controlar mi vida, mis impulsos, las sensaciones, los momentos...

Bah, a tomar por culo.

Love kinky



-Quiero limpiar la cocina con él.

Con un bonito vestido de flores,
y calcetines manchados de andar descalza,
quiero palabras y caricias,
abrazos de los que me hacen temblar.

Un jardín en el que construir nuestro hogar,
junto a árboles,
almendros y cerezos.

Que me peine mi enmarañada melena 
con sus dedos desnudos,
que me recoja entre sus brazos,
me recuerde lo pequeña que soy, 
sueño...

Voy a coger tus preocupaciones,
usar mi mirada ámbar para lanzarlas al espacio,
y que te pierdas en mí,
porque somos el vínculo hecho historia,
y queda mucho por escribir aún...

No quiero encontrarte y tener que recordarte,
quédate, eso, es la mayor expresión del arte.

Faith


Tener a mamá durante un par de horas solo para mí,
jugar a cosas de niñas,
echarnos las cartas,
desnudarme delante suya para ser captada,
cosas insólitas y gratificantes.

Hacía tiempo que no respiraba ese calor,
que no sentía el vínculo.

Compartirse y desnudarse frente a la persona que te dio la vida como antes solías hacer con tanta libertad, pero ahora, por la vida puta, y las circunstancias desagradables...
a veces, sentirse como en casa de nuevo, volver a respirar...

Tomar aire y sentir que de verdad formas parte de ese hogar...

Es como un soplo de brisa marina, gélida invernal...
Purificante y ensordecedor,
utópico...
Casi divino.

Dan las ganas de vivir que hace tiempo demuestra mi mirada casi apagada que me faltan,
dan la fuerza que titubea por salir en cada paso que doy,
para continuar, sabiendo que no estás sola.

Las piezas se reparan en familia, 
se unen un poco más, 
alejando el dolor...

Y hasta las cartas gritan que estoy en stanby,
parada, expectante a cómo se desarrollen los acontecimientos,
por no saber cómo responder, 
no poder siquiera parpadear.

Tiempo, el tiempo me devolverá la fe que fue robada.

Eyes on fire





La misma música me absorbe, 
dejo que guíe mi nivel etílico al nivel lírico,
cuestión casi imposible...

Hay tantas cosas que me gustaría probar ahora.
Distintos labios y pieles que me corroen por dentro,
raspan mis entrañas hasta sangrar...

Hace frío, pero no es mayor que el que poseo, 
interno.

Compañero de viaje, desde que tú abandonaste mi camino,
la única luz que seguía ciegamente...

Corrí ciegamente entre tus sueños, 
fuiste lo único que llegué a ser más que yo,
mi amigo, mi alma. 

El único.
Me arrastraste desde mi interior hasta tu cielo, 
floté,
usé mi respiración para inhalar el éxtasis...

Y tus sueños... 
(el único que fui en los míos)

Otra vez vuelvo a correr en círculos,
una noche más.

¿Serías el amigo de mis sueños?
¿Serías el bonito rostro al que me refiero?
¿Volvería a escuchar tu voz como la única entre mis sueños?

Los aplausos ya lejanos, de la gloria que antes fui, no son más que un eco, 
que me gritan que no es más que un error que ya no comparto, 
que ya no entiendo...


Nada más que un accidente. 
Porque no eres ni un amigo, no eres nada,
y debería ser más consecuente de mí, y de mi piel...

Llévame a casa, alma en pena, maldita, 
ya no aguanto más esta espera, siempre incógnita.

Él no volverá a reconocerme, y seguiré ardiendo en llamas incontrolables.

Sólo pido que esa luz que ya perdí, me guíe el camino a casa...
Nunca mereciste, pero sabías, que tu cuerpo siempre guardaba el mío dentro del suyo.

Llévame a tu casa. Guardame de nuevo entre tus sábanas...
Las letras hablan por mí, simplemente traduzco sus acordes...
Escuchalo y no podrás malinterpretarme, cuando me leas. 
Se que lo harás, hoy, mañana, o algún lejano día que me recuperes de entre tus recuerdos.


Tengo ganas de gritar armonías hasta quedar afónica,
armonías que se pierdan entre el infinito, 
que no se propagarán en el espacio lo suficiente como para que puedas oirlas.

Estaremos esperando en vano, porque no tengo nada para tí para jugar.
Lo sacaré lento, ardiendo en mis llamas, y de repente, jugaremos a mi juego...

Ojos ardiendo, 
tu gracia divina se desvanecerá entre mis poros,
y simplemente, el tiempo en el que confío,
 de pronto, me devolverá la fe que me robaste.

Oh, oh, oh...

Ojos ya apagados, cenizas...

Quiero ver tu fuego volver a arder.
Quiero recuperar la pasión en tus dedos.

Pero ya están muertos, descompuestos.
Ya no hay nada...

Tu imagen no es nada.

Soy una estrella en tus calles, esperando a explotar.


Porque ella no olvida, ella nunca olvidará...
Y no hay nada a su alrededor que pueda hacerla romper en pedazos como tú...
Porque ya no hay nada que perder,
nosotros fuimos la colisión que lo cambió todo...

Porque estoy rota en pedazos, y no quedan ventanas desde las que buscar otro mundo,
pero los acordes me repiten lo que tu mentías,
"serás el sentido de todas mis canciones".

Tus lágrimas nunca derramadas corriendo por los pasillos, 
mis lágrimas escondidas, ocultas en pistas de baile,
donde danzo sola, con tu reflejo, confuso.

Lo veo en tus ojos, tu estarás bien el día en que vuelvas a mí, 
conceptualmente, 
y dejes de correr entre los pasillos,
 con malas compañías que no son más que puertas cerradas,
que no dejan ver la luz.

Son como las luces de navidad, 
tus ojos, 
ciegan y transmiten nostalgia, 
luces de ciudad,
desierta...

Tu verdad es en la que creo,
mirándote, se que eres aquello que nunca sabré con certeza, 
porque el dolor es todo lo que yo veo,
soy lo que queda, 
desde que robaste la esencia.

exploto

(Olivier de Sagazan)

Quiero explotar en mil millones de pedacitos,
explosionar, de repente,
cubriendo toda superficie cercana de 
fragmentos de carne y hueso,
de astillas del corazón,
de dolor, pútrido.

El hedor sería tan infame,
que los responsables de limpiar el desastre
sufrirían nauseas de por vida, 
y éstos, no son otros, 
que aquellos que dudaron,
que me hicieron caer,
que pisaron mis hombros cuando intenté levantarme,
que aparentaron ser apoyo y sólo fueron decepción.

Estoy harta, ardo,
y hace frío fuera, mucho frío.

Tengo los pies helados, la nariz rosada,
la frustración supura por mis poros.

Mi oscuro consciente quiere venganza.
Lo noto en mi vientre, la cuenta atrás...
un bombeo lento e insoportable...

Exploto.

Es cuestión de segundos..

tic,
tac,

BOOM.

asco


Estoy aburrida de prejuicios, estupideces, 
de ideas socialmente establecidas que no llevan nada más que a frustración y malentendidos.
Cada día pierdo más la fe en el ser humano y todo lo que conlleva,
cada día me encierro un poquito más en mi misma.

Qué aburrida estoy de vivir, hostia.

Guerra


Hoy he librado una guerra, pero no como las de costumbre,
he corrido, gritado y luchado nada más que por mi disfrute.
Bajo la lluvia, como una niña, y he bailado.

La lluvia era tan fina que parecía aguanieve, 
y todo estaba nublado, y húmedo.

La lucha consistía en pintarnos la cara el uno al otro,
el que quedara el último, vencía.

La competitividad no paraba de crecer,
y yo no podía parar de correr y luchar, 
hacíamos llaves el uno al otro como podíamos,
para evitar que el otro ganara,
ha sido una experiencia maravillosa,
y como no, 
ya está bien que comparta con vosotros algo bueno,
no sólo dolor y tristeza.

Hoy me he liberado. Me he sentido viva.
He sido feliz.

Gracias a mi "archienemigo" por ser participe y hacer que esta experiencia fuera posible.

Además de esto, he cantado,
he disfrutado de acordes indescriptibles y armonías maravillosas...
que gran día hoy...

(Las próximas dos semanas con gripe)

Noviembre

(Andrew Salgado)

Los jóvenes ya no son tan jóvenes,
la felicidad no es lo que era,
el amor se evaporó,
y aquellos que lo respiraron,
sufren sus secuelas.

Nuestro problema de prisa degenera,
todos trastornados, locos, 
imposible olvidar mil detalles,
tiempo al tiempo curarán
los restos de alma que nos queden,
si es que la más puta deja alguno.

Crecemos antes de la cuenta,
sin saber que la infancia es aquello,
que de haber perdido,
más nos duele.

Ex


Saber que esto es lo más cerca que vamos a estar
 el resto de nuestras vidas no se si es pena o consuelo.
A veces pienso que volvería a matar por tí.
Otras que te mataría.

Sí, a veces pienso en tí,
pero no como crees...
Es sólo pena de ver en que te has convertido,
que rechazas toda ayuda de quien de veras te ama,
te amó y te amará.

Supongo, que, como regodeandote gritabas,
el tiempo lo pone todo en su lugar,
y solo espero que el tuyo,
algún día, sea un bonito atardecer,
un día de playa,
vacía,
o quizá una aurora boreal.

Te deseo de veras lo mejor.

Volvi a mentir

(Florian Nicolle)

Una vez más, volví a mentir,
volví a engañarme al creerme capaz,
de olvidar y de crear un nuevo concepto.

Debo decir adios eterno a los pilares,
darme la vuelta, y dejar los restos arrasados.

Me mantengo entre las sombras, 
intentando no brillar,
pues tengo miedo de la luz, 
que a veces ciega.

Los dolores se acumulan en mi espalda,
y vuelvo a estar perdida,
no quiero que me encuentren.

hurricane



Que un fenómeno natural de destrucción  masiva lleve mi nombre, 
¿significa algo?

Ya sé que destrozo lo que toco, 
sé que soy terroríficamente inconsecuente a mis actos,
y nomenclada me hayo como tal, 
cargo a mis espaldas con el supuesto responsable, 
de haber roto vidas varias,
llevándolas a la miseria más absoluta.

Pese a todo esto y más, y las advertencias,
aún almas perdidas me ofrecen el cielo,
me prometen paz y perdón a mi alma,
una vida nueva...
Sin saber que yo sólo soy muerte...
Soy negra por dentro y vomito plagas de miseria,
al respirar.

Gloria entre mis piernas no es más que virus,
zombie el interés, una vez tomado,
que aniquila todo ápice de vida, 
y se alimenta del dolor que ya no consta.

La viuda negra, me defino:
Tímida, sedentaria, solitaria, caníbal y nocturna.
Durante las horas de la luz,  paso mi tiempo en mi túnel de seda.
Cuelga al revés en mi tela; marca roja, una señal de peligro visible.
 Esta araña cae de su tela con la vibración más leve y finge que está muerta.
Cuando quieras rescatarme será tarde para tí.

Sergio

Que si no tengo sus ojos verdes,
el verde lo inhalo a humo,
directo al pulmón.

lskgjslgdh


(Michael Reedy)

Las circunstancias cambian,
y en segundos,
toda mi felicidad y paz de espíritu,
es transformada en lágrimas.

´La angustia se hace obvia, 
y el escozor de mis ojos cansados,
se define, en concordancia con mi indecisión,
y mi falta de perseverancia.

Angustia.

Doubt


Siempre he vivido mentalmente más allá de mis posibilidades, 
como en un sueño del que nunca despertaría.
Y eso es lo que más miedo me da, 
ver que soy incapaz de hacerme cargo de lo que realmente es mi responsabilidad,
 por lo pronto, yo misma.

¿Es el amor una enfermedad mental?

Voy muy fumada, hasta luego.

ArtStff


Dibujando mucho y escribiendo mi novela.
Si existe otro concepto de felicidad,
que venga el Super Hombre y me lo explique.


Aguamarina


Your skin, 
Oh yeah,
your skin and bones,
Turn into 
something beautiful.

You know, for you I'd bleed myself dry.
Look how they shine for you.

Look at the stars, 
Look how they shine for you.

Solías brillar y desprender luz,
aguamarina tu definición,
concepto etereo nomenclado,
como mi pasatiempo favorito.

Y problema...
Problema es mi nombre.

Oh, no, I never meant to do you harm.

caduca


Ojalá fueras aquello que siempre juraste ser,
ojalá fueras terso cual pantera,
denso como humo...

Frío hielo la distancia,
puro odio entre lamentos,
juego a juzgarme y descubro,
seguir creyendo en tus momentos.

Cuando la noche eterna vuelve,
gélido corazón ansía abrigo,
anhelo de calor,
pues el infierno,
es aún más vivido en esta ausencia.

Duele ver en ti la imagen que refleja,
mi mente insana ,
buscando respuesta.

Frases ya no callo,
dado que muteada en mente,
me marcaste.

Y aquel número ya no responde,
nada consuela las incógnitas candentes,
sólo busco sepultura.

Y que la tierra absorba mi pureza,
apenas restos de cordura,
caduca cual roble,
verde alma que aún conservo,

fruto de la pasión prohibida,
pútrido perfume que destila,
el más roto pecho adentro.


Polvo de estrella


Se hace largo el camino...


Las baldosas bajo los pies,
hacen breve el trayecto,
pues me absorben entre sus líneas,
dis-continuas.

Se hace breve el sentido
cuando cuerpo toma riendas,
los placeres se liberan y 
el tiempo apremia.

Oro es el sudor, 
que empapa nuestras sienes,
después de las caladas que nos mantienen fieles,
reímos mientras la humedad se hace más densa.

Hogueras y tormentas fluyen libres,
en horizontal se desesperan por unirse,
y en expansión, constelación de poros
polvo de estrella.

Never coming home



All I've ever needed

someone to believe in
anything that I could do

Maybe there's something beautiful
hidden deep in my bones...

burning



Will you recognize me in the flashing lights?
Im on fire

Desde Nunca Jamás



Creo que hoy te he visto más allá,
 en un contraste de imágenes y palabras,
 creo que hoy eres más triste y a la par más fuerte,
 sin perder la fé y más emocionada con la ficción gravitatoria.



 Creo y supondré que eres un apoteósico nirvana, 

y eso, junto a tí, me convierte en una dinastía también,
 así que por favor, sé triste conmigo, por favor,
  sigue siendo como eres, 
saborea tus defectos y culmina tus virtudes. 



No te olvides: Sandy, eres grande.


Gracias mil a mi pequeña Irene,
cuyas palabras me dejan anonadada,
me inspiran ternura, y fuerza.

Gracias por tu presencia en mi vida,
por tu confianza, por ser cómo eres.

Infeliz aniversario


Es bien sabido que a veces te busco,
a veces, también te encuentro,
cayendo por los rincones,
con la mirada perdida,
desde sus ojos.

Es bien sabido que a veces te odio,
te hago grande y me estremezco,
desmerecido planteamiento,
sea cual sea si te contiene.

Es bien sabido que me importas,
menos que nunca y más que nadie, 
que no nadie como multitud,
si no nadie como ausencia de alma,
pues la tuya, ya podrida,
desconoce de verdades,
más allá que las impuestas,
siempre falsas.

Es bien sabido que incluso, a veces,
ganas de comunicarme con tus labios 
me acarician,
y es entonces, cuando,
uno de esos puñales de la vida,
 me sorprende por la espalda,
me dice:

-Responde Sandra, 
ya no queda nada más que humo dentro de esa cabeza,
no queda más dolor que destilar.

Infeliz aniversario.

Nos dedicamos a rompernos en mil pedazos y machacar hasta polvo los restos,
no intentes culparme si nuestra forma de amar era imposible.

Septiembre

Mi rinconcito del Edén, a veces Infierno.

Tengo frío, 
el verano por fin apunta a llegar a su fin, 
estoy sentada y pienso en el dolor de mis huesos.

Volé tan alto, que la caída fue mortal, 
y ahora, prefiero esconderme en mi habitación,
por no buscar valor o decisión, 
por no esforzarme más en vano,
por el dolor y odio inculcado.

mi única compañía, son mis gatos,
y acordes que me llenan los oídos.

Pleno estómago revuelto,
pues corazón vacío congelado,
en estado vegetativo hallo.

Pero no desfallezco, 
no será hoy, ni mañana,
vuelvo al origen de todo, 
me pierdo aún entre las noches,
y sus polvos...

Pero esto no podrá conmigo,
ni podrá condicionarme.

Toca renacer, de nuevo,
volver a construirme desde los pilares,
desde cero, 
otra vez más...

Nudos



Supongo que, algún día, las cosas mejorarán, los cambios serán visibles, y respetados, la presión vital se verá reducida a la competición sana por la obtención de mayores sonrisas naturales posibles, y el sufrimiento, el rencor, y la dependencia, dejarán paso al amor puro, ese que no se viste si quiera, porque, de translúcido, atraviesa los muros que implantamos en nuestros días.

El dinero sería sustituido por besos, así nos amaríamos todos los días, y las discusiones por obligaciones impuestas se verían reducidas en su totalidad.

Estoy cansada de ver cómo nunca nada está bien, como nunca nada es suficiente y sólo pides más de mí, más que contrarrestas con un menos cada día más obvio, cada día más egoísta, cada día menos familiar, porque los nudos de sangre se están desatando, y empiezo a desbordarme... y es demasiado.

swagga


Ya no somos los mismos,
ya nadie es igual,
ahora sólo somos copias personalizadas
de un estado en decadencia.

Gritamos, reímos, vivimos, lloramos,
luchamos...
pero nunca fue suficiente.

Entre guerras quedamos atrapados,
fuimos náufragos sobre nenúfares 
en ríos de gloria,
nos  separamos entre los océanos 
que marcaban la diferencia.

Me perdí en las profundidades, 
en las que aun me ahogo por instantes,
y ya no me veo tan distinta al resto.

Me entran los calores,
me sofoco y angustio con este bochorno abrumador...

Mi mundo se reduce,
ya no está ahí fuera,
cada día se hace más y más pequeño,
por momentos vuelvo a ser una más 
de la multitud.

Producir, consumir.
Exclavitud...
Las necesidades se vuelven del carácter de la supervivencia,
y lo superfluo, por obligación,
debe ser eliminado...




Verano 2012




Paseo sola. Chispea. Carthago es mía. Me siento ¿En casa? 
Calles traen recuerdos raros, sentimientos encontrados, vidas ya pasadas...
Hasta el nombre de esta ciudad me da nauseas,
 cuesta volver a donde nunca se quiso estar... 
Familiar y desconocido a la par...

La patria no es otra que donde el corazón se retuerce y cobra vida propia..
Hoy estoy filosófica y nada me agobia, 
rimo, respiro, y vivo,
 mientras lágrimas de Dios me rozan...


1/1 nueva vida, nueva era, como gorras que me mojan por las carreteras,
Niños bien,  chungos del palo, yogurricos que destacan como si llevaran halo...

Verano 2012.
El principio del fin.

Gatita


Por suerte, o por desgracia para aquel que me lea,
sí, sigo viva,
sí, sigo sonriendo,
sí, y pienso quedarme.

SSWH



Aguantar, 
con un par...
Stay Strong
Work hard.

Un error no va a ser suficiente para derribarme,
mantenerse firme como concepto.

Siento luego existo,
clavo los puñales,
alias días,
en mi pecho
como agujas

que desangran las mitades
menos corrompidas
de mi cuerpo.



Suspenso



El fracaso duele a la espalda...
Carga,
pesa,
rompe,
mancha,

Ver cómo se escapa,
cómo se desestabiliza la balanza,
tiempo invertido,
sufrimiento y ...

Era todo o nada,
jugar la última carta,
apostar salud y vida 
a sangre y sudor..

Acabo de fracasar,
los últimos 20 años 
han perdido su sentido...

Y no puedo buscar más culpables que yo misma,
y no veo soluciones,
me veo caer, 
precipitarme a cámara lenta,
al precipicio...

Dicen que la esperanza es lo último que se pierde,
ya no sé si queda eso...

Todo se desvanece...
Mi  vida...
La eterna y constante lucha,
por mi futuro, por mi independencia...
La dejé ir,
la descuidé,
me descuidé...
Y ahora pasa factura..

Y junto a mil millones de puñales,
que presionan mis entrañas,
me hallo sentada una noche más...

¿Qué será de mí?
No sé si soy capaz de soportar esta presión,
no sé como reaccionaré...

La noche eterna comienza,
cubre mi vida con su manto,
y la oscuridad, entre la claridad precedente,
se hace obvia...

Demasiado rápido, pequeña...
Gritaste a la vida demasiado pronto,
cuando ya estabas muerta.

Si perdí el rumbo hace ya tiempo,
intenté recuperarlo,
pero me ha resultado imposible...

Circunstancias,
inmadurez...

No eras tan fuerte como te creías,
no pudiste con todo,
has fallado,
has perdido...

Lo has perdido todo...

Te perdiste, 
y no supiste encontrarte...

Y ahora...
ahora...
¿Qué coño vas a hacer ahora?


felicidad



La liberación era necesaria,
el arte fluye por mis poros,
pintar, escribir, cantar,
soy tan feliz,
me siento más viva que nunca en mi vida,
me siento tan bien...

Juro por mi misma, 
que nada ni nadie podrá cambiar esta sensación,
por primera vez en un año me siento libre,
me siento tan bien...


Ella es yo


Alza la cabeza, 
cual bandera, 
bien alta,

encaja bien el golpe,
certero,

fuerza la sonrisa,
si duele,

Mantente intensa,
sigue,
siempre sigue...

Es fuerte,
y si no, lo intenta.

No hay lugar para equivocaciones,
no hay tiempo.


Contraataque


Reclamo mi derecho a equivocarme,
alzo alta la bandera a la expresión,
y junto a la ira,
edifico una respuesta hacia tu ataque,
vil y sin sentido a esta temperatura.

Que si te duele el corazón,
escupe sangre,
pero palabras justas,
 ya no duelen,
por lo menos no a este phoenix.

Nostalgias varias me consumen,
brevemente y consecuentes,
a los días que se agotan,
a veces las vomito,
aquí, 
mi residencia.

Y no eres tú,
patético bufón,
eje fundamentacional de mis delirios,
no eres tú, 
que ni eres nadie,
que en polvo de ceniza te has convertido,
los motivos de mi nudo,
soy únicamente yo,
no tu existencia.

Si hay algo que superar, 
es a mí misma,
y por eso sigo espada en mano.

Planteate tus circunstancias,
y mira atrás, 
verás, entonces,
que nadie te salva las espaldas.

Y mientras yo, divago entre lineas,
que demuestras percibir,
por que las buscas,
te las atribuyes y las masticas,
y espero que el nudo del estómago,
se te haga inmenso,
si tienes la indecencia de tragarlas.

He aquí mi contraataque, 
firme y tenso como aire,
que se corta entre nuestra presencia,
Irrepetida y nauseabunda.

Sólo debo añadir...

Volvería a partirte sin dudar,
a reventarte en mil pedazos,
y ver cómo se destroza tu vida.

(Me encanto cuando ardo,
y no me importa quemarte.)

P.D: No vuelvas más por aquí, no eres bien recibido.

amanece


Un nuevo amanecer,
pese a gris,
pese a todos los relámpagos,
que lo iluminan aún más...

Pese al frío y la humedad,
pese a la ansiedad insostenible...

Siempre es un nuevo amanecer,
y con él...
la esperanza acaricia mis párpados,
ya cansados.

Aprecio mucho más ver amanecer, 
que anochecer,
pese a la adoración a la noche y su reina brillante.

Esos momentos tan tenues, en los que
las nubes comienzan a insinuar su silueta,
la claridad se funde los árboles, 
y las sucias aceras,
los edificios van perdiendo gris...

Hoy va a ser un buen día,
y mañana,
y el resto...

Siempre que amanezca,
se atisba la oportunidad de construir un día mejor,
de construir una parte dentro de nosotros,

¿Quieres un consejo?
Sientate a disfrutar de un amanecer y buena música,
es una experiencia maravillosa.

De nada...

Aire


No me quedan minutos,
pero cometeré la osadía de permitírmelos,
a mis oídos el señor Green, 
cigarro en las manos,
sueltas...

Miro atrás, y nos veo a todos,
me miro a mí, siempre, 
cuánto he cambiado...

Os veo a vosotros...
Cuánto habéis cambiado...

Hemos degenerado, 
la vida dejó secuelas...

Cada uno crea su camino,
aunque titubee al caminar, 
va dejando huellas, 
a veces más firmes, 
otras leves, casi invisibles...

Las vuestras me asustan, me siento responsable.

Aquellas personas cuyas vidas me pertenecieron por instantes,
a veces más breves,
otras casi eternas...
Os miro desde detrás,
me escondo en la lejanía del adiós,
quizá del hasta pronto,
para buscaros entre las sombras del recuerdo,

Os recuerdo y sois grandes,
pero ahora...
ahora...
Tanto tiempo después, tengo miedo,
tengo miedo de abrir los ojos a ver,
que por más lejos o cerca que estéis, 
siempre seréis parte de mi.

Que habéis cambiado...
Tanto que ni vuestros ojos a veces distingo entre las multitudes,
ya no son los mismos,
han perdido brillo,
os he perdido...

¿Cuantos corazones mueren?
¿Cuantas vidas tenemos?
Si cada vida que compartimos es única, 
son numerosas las vidas que me hicisteis vivir,
cada minúsculo detalle, 
que conservo, 
envasado al vacío en mi memoria,
va perdiendo su esencia,
se me antoja caduco...

¿Cuantas vidas me quedan?
Si siempre dije que voy por la sexta,
si siempre temí llevarla al borde de la extinción,
y ahora... 
ahora...

Me quedo sin aire...

Quizá la próxima vida sea la correcta.