Mar, el poder del mar.







Somos dos y somos uno


somos uno y somos dos



somos tú
y somos yo.


Qué pequeño se me queda el mundo


cuando estás conmigo


y qué grande la cama si me faltas.

Que te amo si respiro


y respiro para amarte.












Dices que vengo, que voy, que siento, que pertenezco, que sirvo para mucho, que me estremezco, que mi mirada es limpia, suave brisa, que sientes el deseo de tenerme cerca, que te distancias por miedo a perderme, que el barrio es más hermoso desde que aparecí, que soy la flor que alumbra el jardín, el viento que se lleva a la señora luna, para que luzca el sol mi amor...

2 comentarios:

  1. No puedo vivir sin estar cerca del mar ¿que misteriosa fuerza tendrá?

    ResponderEliminar