Escucha detenidamente, esta es nuestra canción


Interculturalidad de sensaciones y emociones, medio vacío, medio lleno.
Intermedio mental.
Interludio extrasensorial.
Siento cómo mi cerebro se transporta levemente fuera de mi cabeza.
Oigo a mi corazón marcando el compás, maldito metrónomo incondicional.
¿La puerta está abierta o cerrada?
¿Puedes ver más allá de estos ojos húmedos?
Noto mi cuerpo moviendose al ritmo de los acordes, dejándose llevar.
Sólo tienes que intentarlo, búscalos.
Mis cuerdas vocales intentan vibrar, pero no quiero permitirselo.
Quieren elevar al cielo la melodía que fluye por mis venas, pero es demasiado exteriorizar, el mundo no podría soportarla.
Quiero volver a verte, volver a acariciarte...
Pero ssh, no le digas a nadie esto, mi consciencia podría pegarme.
¿Puedes rozar mi corazón con la yema de tus dedos?
¿Crees que podrías acariciar mis tímpanos con tu sinfonía?
Nunca es tarde para empezar de cero, tienes la eternidad para seguir intentandolo.
Seguiré aquí para dejarte probar.
¿Llegará la hora?
¿La canción terminará?
Me gusta tanto que acaricie mis oídos...
Que haga variar mi metrónomo siguiendo su compas, guiando mis pasos bajo la lluvia, o sobre las hojas secas...
Si eso ocurre, Volverá a empezar, Siempre puedo darle a volver a reproducir...
Qué siga rozando mis tímpanos eternamente...
No quiero ensordecer, moriría si cesaran los acordes de esa guitarra que me absorve, que me eleva...
Sube el volumen, luego bájalo, pero nunca silencies la melodía que extasia mi cabeza, que me distorsiona las cuerdas vocales, las hacen titubear.
Quizá nunca llege a cantar tan alto, pero seguiré intentandolo...
¿Tengo la eternidad para ello?
Me gustaría parar el tiempo, bloquear el momento, pero que nunca dejara de sonar la misma canción...
¿Me cansaré de tanto oirla?
Lo dudo...
Tan perfecta en su plenitud.
Narrando los momentos, entrecerrando mis ojos.
¿Puedes ver más allá de mis párpados?
¿Puedes escuchar más allá de mi voz?
¿Puedes sentir más allá de mis manos, acariciandote?
Déjame probar, prueba conmigo...

2 comentarios:

  1. Encantado de haberte encontrado navegando por éstos blogueros mundos, jejej… Me encanta comprobar que sigue habiendo gente inquieta, enhorabuena por tu labor. Te seguiré la pista desde mi Palabrafernalia…

    ResponderEliminar